Economia

lunes, 12 de julio de 2021 | 11:07 pm

2500 millones de personas no tenían acceso a servicios financieros en 2020

La inclusión financiera brinda oportunidades para que pequeños comercios y personas puedan vender y cobrar sus productos y servicios a través de diversos medios de pago.

Compartir
EmailFacebookLinkedInTwitter
(Argentina)

Según datos del Banco Mundial, en 2020 había 2500 millones de personas en el mundo que no tenían acceso a servicios financieros, y el 75% de la población en situación de pobreza de todo el mundo no contaba con una cuenta bancaria. Por eso, la inclusión financiera es uno de los temas de actualidad.

“La inclusión financiera no soluciona radicalmente la vida de las personas, pero les da herramientas para su desarrollo y para salir de la pobreza, no solo apalancadas por acciones de los Estados sino a través del, crédito privado”, menciona Julián Luco, Product Manager de flexibility.

En primer lugar, la inclusión financiera ayuda a reducir la pobreza, un estudio realizado en Kenia indica que es menos probable que una familia viva en situación de pobreza si está cerca de un agente de dinero móvil, como lo es M-Pesa en dicha región. 

A su vez, facilita el acceso a microcréditos y reduce los procesos, tiempos y costos de envío y cobro de remesas. En África, Asia y América, se volvieron muy populares los servicios digitales para que las personas envíen dinero a sus familias sin tener que pagar costosas comisiones.

Otro beneficio es que brinda oportunidades para que pequeños comercios y personas puedan vender y cobrar sus productos y servicios a través de diversos medios de pago, a los que no podrían acceder sin servicios de inclusión financiera. Por otra parte permite que quienes no tienen acceso a servicios bancarios tradicionales puedan usar servicios digitales, sea con fines educativos o de entretenimiento.

“Para favorecer la inclusión financiera, desde flexibility ayudamos a empresas de todo tipo a desarrollar y lanzar servicios financieros en tiempo récord, gracias a nuestro producto flexibility plug, que permite  componer funcionalidades de forma modular y orquestar todo tipo de procesos y transacciones con el ecosistema financiero”, finaliza Luco. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

multimedia