Tecnología

miércoles, 05 de mayo de 2021 | 12:44 am

Las pérdidas por fraude con tarjeta superarán los USD 32 mil millones en 2021

Un estudio presentado por BPC Banking Technologies, contempla que el mercado global de pagos alcanzará para el año 2025 los USD 2 billones, pero también se espera una pérdida como consecuencia del fraude de hasta USD 200 mil millones.

Compartir
EmailFacebookLinkedInTwitter
(Internacional)

Los hábitos de compra y pago de las personas cambiaron como consecuencia de la crisis sanitaria que trajo el Covid-19. Medidas como el distanciamiento social, los confinamientos y los toques de queda impulsaron el comercio electrónico y promovieron la adopción masiva de los pagos en línea, la pandemia llevó al uso del dinero en efectivo a un mínimo histórico.

BPC Banking Technologies presentó su informe sobre la prevención del fraude “La Anatomía del Nuevo Estafador”, donde destacó las principales acciones que las instituciones financieras deben implementar para prevenir los crecientes ataques.

El estudio contempla que el mercado global de pagos alcanzará para el año 2025 los USD2 billones, pero también destaca que se espera una pérdida como consecuencia del fraude de hasta USD200 mil millones.

El negocio transaccional está expuesto a un crecimiento en el delito con las tarjetas, particularmente las de pago con Tarjeta No Presente (CNP), las cuales aumentaron en su nivel de afectación, en un 70% en los últimos meses y, según el informe de Nilson Report, las pérdidas globales por este medio llegaran a USD32 mil millones al finalizar 2021.

BPC Banking Technologies, estableció los tres principales perfiles que usan delincuentes y la manera como aprovechan los diferentes canales transaccionales para realizar sus delitos. El interno, su autoridad y la confianza dentro de la empresa le permite saltarse muchos de los controles dentro la organización.

Según una encuesta, realizada por la Asociación de Examinadores de Fraude Certificados (ACFE), el 65% de estos defraudadores son empleados de la empresa, y el 38% hicieron parte de la compañía por más de 6 años. Estos trabajadores causan pérdidas en un promedio de USD200.000.

Del canal externo por otra parte, hacen parte clientes, vendedores y proveedores, quienes representan las tres cuartas partes del total de los defraudadores. Estas personas aprovechan su vínculo financiero para enviar cheques sin fondos; información falsificada para un pago; devolver productos robados o falsificados para obtener un reembolso.

Finalmente nos encontramos con la confabulación, el 20% de todos los esquemas de hurto son producto de una colaboración entre estafadores internos y externos. Este esquema a menudo involucra a antiguos empleados, proveedores o clientes que actúan con un empleado corrupto dentro de la organización.

Para Santiago Egas, Vicepresidente Ejecutivo de BPC Banking Technologies, “Ante este fenómeno existe la necesidad de compartir el conocimiento para aumentar la sensibilización entre las partes involucradas en el negocio de los pagos en línea. Las soluciones innovadoras de gestión de riesgos permiten analizar datos provenientes de los diferentes canales transaccionales; así se puede mitigar de manera eficiente en términos de costo y tiempo mediante la integración de herramientas de alta tecnología a través de una estrategia integral”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

multimedia