Destacados Primarios

jueves, 26 de noviembre de 2020 | 4:18 am

Las nuevas reglas impondrían duras sanciones a las empresas de telecomunicaciones del Reino Unido

Las empresas podrían recibir una multa de hasta el 10% de su facturación. Sin la tecnología provista por Huawei, las redes móviles del Reino Unido serán desarrolladas con equipamientos de sus competidores Nokia y Ericsson.

Compartir
EmailFacebookLinkedInTwitter
(Reino Unido)

Las nuevas reglas impondrían duras sanciones a las empresas de telecomunicaciones del Reino Unido si incumplen la prohibición de los equipos fabricados por la empresa china Huawei, que describe la medida como motivada políticamente. Las empresas podrían recibir una multa de hasta el 10 por ciento de su facturación 133.140 dólares por día si contravienen la prohibición de usar equipos fabricados por Huawei Technologies.

Sin la tecnología provista por Huawei, las redes móviles del Reino Unido serían desarrolladas con equipamientos de sus competidores Nokia y Ericsson. El gobierno debe publicar más detalles sobre la diversificación de la cadena de suministro 5G del Reino Unido en las próximas semanas.

El proyecto de ley de telecomunicaciones, presentado el martes, impulsaría los estándares de seguridad de las redes de telecomunicaciones del Reino Unido y eliminaría la amenaza de los proveedores de alto riesgo, dijeron desde el gobierno.

La agencia de noticias Bloomberg publicó citas sobre el asunto diciendo que, según la última propuesta, la prohibición podría entrar en vigor ya en septiembre de 2021. El Reino Unido ya ha establecido límites a las empresas de telecomunicaciones que compran equipos de Huawei, que deben entrar en vigor después de diciembre. .

El secretario digital, Oliver Dowden, dijo que los beneficios de las redes 5G y de fibra solo se podrían notar si fueran seguras y resistentes.

“Este proyecto de ley innovador le dará al Reino Unido uno de los regímenes de seguridad de telecomunicaciones más estrictos del mundo y nos permitirá tomar las medidas necesarias para proteger nuestras redes”, explicó Dowden.

Huawei en su momento dijo que estaba decepcionado de que el gobierno del Reino Unido estuviera buscando excluirlo del despliegue de 5G.

“Esta decisión tiene una motivación política y no se basa en una evaluación justa de los riesgos”, dijo el vicepresidente Victor Zhang.

El regulador británico Ofcom tendrá el deber de supervisar y evaluar la seguridad de los proveedores de telecomunicaciones.

Una prohibición temprana de instalar esas partes podría aumentar los costos en empresas como BT Group Plc y Vodafone Group Plc, que se verían obligadas a acelerar la revisión de partes de sus redes.

Los proveedores de red han estado acumulando piezas fabricadas por Huawei mientras buscaban alternativas, según Bloomberg. El gobierno dijo que los estándares de seguridad más estrictos en el proyecto de ley ayudarían a proteger al Reino Unido de posibles ataques cibernéticos por parte de países y delincuentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

multimedia